Cómo elegir el bañador adecuado para los más pequeños

Cómo elegir el bañador adecuado para los más pequeños

La variedad de trajes de baño que hay en el mercado es enorme, por eso te ayudamos a elegir el que más se adapte a las necesidades de tu hijo o hija porque no es lo mismo un bebé, que un niño que acaba de dejar el pañal o una niña que ya sabe nadar y tirarse a bomba.

Ante todo es importante apostar por la comodidad, con independencia de la edad del niño. Debe ser fácil de poner y quitar, de la talla justa y que les permita libertad de movimientos.

También debemos prestar atención al tejido, ya que tienen que ser de tejidos transpirables y secarse rápido. Las flores de fantasía, los apliques rígidos o que añaden tela al bañador pueden quedar muy bonitos, pero suelen tardar más en secarse y no son tan cómodos.

Cualquier que tenga niños, sabe que con uno no basta. Por rápido que sequen, siempre es conveniente tener, al menos, otro bañador de repuesto, por si el niño se moja a última hora y no queremos que esté húmedo cuando baja la temperatura, para que pueda cambiarse para comer después de estar jugando en el agua o por si nos queremos ir antes de lo previsto de la playa o la piscina.

Bañadores para bebés

Los modelos más indicados son los de braguita. Existen en el mercado bañadores anti escape, impermeables, aunque lo habitual, si el bebé es pequeño, es ponerle un pañal especial para el agua debajo del bañador. Los cambios de pañal serán habituales, así que el modelo que elijas tiene que ser fácil de quitar y poner.

Bañadores para niños y niñas mayores

A partir de cierta edad, el modelo de bañador que elijamos dependerá sobre todo de la actividad que vayan a realizar nuestros hijos. Para practicar natación o deportes náuticos, son preferibles los modelos de tipo deportivo, de cuerpo entero para las niñas, con tirantes al hombro y que se sujetan bien en la espalda, y más cortos y ceñidos para los niños, tipo brief, shorts o hammers, más largos pero no holgados.

Pero si estamos pensando en pasar el día en una piscina de recreo o en la playa, las opciones se amplían: los bañadores tipo bermuda, en diferentes largos para los niños les protegerán más del sol, son más versátiles y se adaptan mejor a los juegos dentro y fuera del agua.

Para las niñas existe una gran variedad: braguitas, culottes, bikinis, trikinis, bañadores con la espalda descubierta… Aquí sí que cabe más fantasía: volantes, lazos, nudos… Si eliges un bikini, asegúrate de que sea cómodo y se mantenga en su sitio sin que tenga que estar pendiente de las tiras o de piezas que se puedan mover.

Post comments

SÍGUENOS EN FACEBOOK